Un poco de historia (III) el aula

En las dos entradas anteriores he tratado de explicar cuál era la situación en la que nos encontrábamos justo antes de la llegada de los ordenadores de los alumnos. En esta os voy a contar qué pasó justo después.

La Ikastola había estado trabajando para que llegado el momento todo fluyera con la máxima normalidad. Las decisiones iban tomando forma: teníamos wifi en todo el centro, los armarios de carga para los ordenadores ya estaban encargados y las PDI también.

En esas fechas también se tomó la decisión de usar software libre en los ordenadores de los alumnos. Dado que estos iban a traer arranque dual, para poder usar Windows o Ubuntu, no habría ningún problema técnico. Era la Ikastola la que tendría que adecuar sus sistemas al software libre. Lógicamente y para no crear reticencias entre el profesorado, lo único que tuvimos que hacer fue empezar a usar OpenOffice y Mozilla Firefox. Así cualquier persona podría seguir utilizando los programas anteriores sin mayor problema. Del mismo modo aprovechando que los ordenadores de los alumnos vendrían con software en euskara, se trató de instalar los módulos de idioma necesarios para que los ordenadores de las salas de profesores estuvieran también en euskera (a día de hoy todavía tenemos Windows en castellano… wtf!).

Simultáneamente a todas estas decisiones técnicas, había otra línea de trabajo centrada exclusivamente en la Metodología. O sea: ¿Qué vamos a hacer cuando lleguen los ordenadores? Entorno a este tema, el problema número uno era la ausencia real de tiempo para adaptarnos a la nueva situación y para comenzar a trabajar en los aspectos relacionados con Eskola 2.0. Se estuvieron barajando varias opciones pero, había que tener en cuenta que los tutores pasaron de no tener nada, a disponer de portátil en el aula, PDI, usar Ubuntu, y tener 25 niños con 25 ordenadores. Hay que añadir que a pesar de que en la Ikastola se impartían clases de Informática desde 3º de primaria, el nivel de usuario medio en el alumnado no era muy alto, por lo que los alumnos tampoco iban a poder hacer demasiado.

Aunque el problema más inmediato era que estábamos casi en mayo y que las programaciones estaban hechas… el tiempo se echaba encima y no se podía hacer gran cosa en tan poco tiempo.

En la Semana Santa llegaron los esperados ordenadores. El proceso de unboxing lo llevaron a cabo los propios alumnos. Quisimos vestir ese día de fiesta para que ellos mismos sintieran como suyas aquellas máquinas. Extrajeron todos los elementos de la caja, los etiquetaron siguiendo las recomendaciones del tutor (previamente habíamos acordado la manera de etiquetar cada ordenador), y decidimos dónde guardar los cargadores extra y las fundas, junto con los ratones (habíamos decidido no usar ratones, para evitar más cables en el aula). Los ordenadores gustaron mucho y fueron recibidos con gran alegría por parte de todos.

Las PDI, fueron instaladas durante la Semana Santa y si bien al final todo quedó perfectamente, se tardó bastante en instalarlas, tanto las propias pizarras como los equipos de sonido así como las regletas de conexiones etc. Se tuvieron que desplazar las pizarras convencionales para dar a la PDI el lugar que se merecían, pues se pusieron centradas con respecto al aula.

Por fin teníamos preparadas la aulas 2.0, con sus PDI, sus ordenadores, armarios, conexiones… pero con un profesor 1.0 en un centro 1,0 y con unas metodologías 1.0. Pero en definitiva la revolución había empezado.

Advertisements

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s